Empresas y empresarios

Los costos empresarios, una mirada desde Argentina

Un tema recurrente de preocupación en la empresa, es el costo laboral, los salarios, aportes, contribuciones y las erogaciones correspondientes al despido, a los accidentes, a los casos de enfermedad inculpable y a otros infortunios laborales incluyendo los reclamos por mobbing laboral. Sin embargo la mayor carga sea la tributaria y los actos de gobierno que directa o indirectamente influyan en la empresa. Excepto este último que siempre será imprevisto, y por cierto Argentina tiene gran experiencia en el término de “crisis”, el resto de los costos pueden ser gestionados empresarialmente con cierta precisión y soporte jurídico.

En este punto, queremos referir el concepto de “empresario” tal como lo enuncia el articulado del código civil y comercial italiano (que sin ser obviamente derecho aplicable en nuestro país, resulta ser un concepto claro, preciso y universal):

“Empresario es la persona que ejercita profesionalmente una actividad económica organizada al fin de la producción o del cambio de bienes y servicios, que es el jefe de la empresa y de quién dependen jerárquicamente los colaboradores, debiendo adoptar en su conducción los medios que, para cada trabajo, sean exigidos por la experiencia y la técnica a efectos de mantener la integridad física y la personalidad moral de los trabajadores”

Este concepto comprende las dos partes que movilizan y son la vida de una empresa, la dirección operada por el empresario como “profesional” y los trabajadores como personas dignas que tendrán a su cargo la prestación de su trabajo para la producción.

Como se señalaba al principio ciertos riesgos empresariales pueden preveerse: En cuanto a los accidentes laborales son cubiertos por un seguro obligatorio y están tarifados (ley 24.028 art. 8), en cuanto a los despidos, los cálculos para su costo también se encuentra prevista en la ley de contrato de trabajo; siempre y cuando el trabajo se halle registrado, los salarios se hayan pagado según convenio aplicable y por la jornada y el tiempo de trabajo realmente cumplido.

Todavía en este apartado hay algo de lo que no podemos tener una anticipación exacta y es en cuanto a los reclamos por daños civiles ya sea de los mismos trabajadores o de los consumidores.

En cuanto al mobbing u otros reclamos judiciales por discriminación, aquí habría que contar con un grupo humano capacitado para los puestos jerárquicos que tengan a su cargo otros empleados subordinados, con una gran formación en valores y con capacidad para dirigir y organizar. Asimismo el trabajo en equipo y el reconocimiento a todos y cada uno de los trabajadores de diferentes maneras es una forma de alentar al trabajador moralmente y mantener un clima de trabajo agradable.

Todavía existen en Argentina empresas que se conducen como una familia, aún que formen parte de grandes organizaciones. El empresario, en estos casos, ha sabido sacar provecho del capital humano enriquecido por las relaciones humanas tejidas entre ellos y que han encontrado en su lugar de trabajo, un espacio de compromiso personal.

Por último, el empresario argentino podrá tener a su mano algunos pronósticos para contener el riesgo, pero sin lugar a dudas necesitará una política estatal que de seguridad a sus inversiones a largo plazo, que las propicie, que las estimule y que las asegure, algo muy fácil de decir y muy difícil de ejecutar…

Fuente: Empresarios en Argentina

ArMar Carrocerias S.A.
Ruta Nacional A012 – Km 1,3
2126 – Alvear
Santa Fe – Argentina
t. (+54 0341) 518 546
w.http://armarcarrocerias.com.ar/
m. contacto@armarcarrocerias.com.ar/

 

 

El aislamiento social, ese gran riesgo del empresario

La pérdida de contacto con la realidad más cotidiana es uno de esos riesgos que corren los empresarios. Estar inmerso profundamente en un proyecto puede conllevar un aislamiento contraproducente que no hará más que perjudicar la gestión. Esquivar ese ‘síndrome’ es uno de los muchos desafíos que tienen por delante tras esta durísima crisis económica.

Hace unos días conocía a través de este post en Ticbeat que Jack Dorsey, fundador de la red social Twitter y uno de los jóvenes inversores con más futuro en el sector tecnológico, acude a su trabajo en autobús público. Según dice esta forma le impide que se quede atrapado en la “burbuja de un mundo maravilloso”, lo que beneficiaría en la puesta en marcha de una estrategia empresarial basada en las necesidades y problemas reales de sus potenciales clientes.

De igual forma, planteamos un caso que, pese a no ser directamente del mundo empresarial, puede ser muy instructivo. Es el de la estrella del tenis español, Rafael Nadal, quien, aún estando en lo más alto y haciendo historia, ha sido tratado como uno más en su familia. Una familia que lo ha obligado a hacer tareas propias de un ciudadano normal, como ir de compras o hacer la comida, que no ha sido nada condescendiente con él, que le ha hecho mantener costumbres tradicionales desde niño. ¿Para qué? Para tener los pies en el suelo, para no aislarse.

Son muchos los ejemplos también de lo contrario, de los empresarios que viven endiosados, en otra dimensión paralela que no hace más que alejarlos de una sociedad, de unos ciudadanos que son, directa o indirectamente, sus potenciales clientes. Es por eso que el riesgo principal es no escuchar las necesidades, los problemas reales y, por tanto, no escuchar a quien luego comprará tus servicios, tus productos o tus ideas.

Puedes hacer como Dorsey, que va a trabajar en autobús, o como Nadal, que sigue asumiendo tareas propias de un hijo normal y que mantiene sus costumbres desde niño. Puedes hacerlo de muchas maneras distintas. Pero el objetivo debe ser el mismo: evitar aislarse de una sociedad para la que, al fin y a la postre, se destina tu proyecto.

Fuente: Gestión comercial

ArMar Carrocerias S.A.

Ruta Nacional A012 – Km 1,3
2126 – Alvear
Santa Fe – Argentina
t. (+54 0341) 518 546
w.http://armarcarrocerias.com.ar/
m. contacto@armarcarrocerias.com.ar

Súmate en Facebook

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s